miércoles, 13 de mayo de 2009

¿Puede un libro cambiarte la vida?

Admito que hay varios libros que me han marcado bastante, pero hasta el momento no he encontrado ninguno que me haya cambiado la vida. La afirmación me parece un poco drástica. Únicamente la entiendo referida a libros que te inspiraron, que te hicieron leer cuando no leías o que te animaron a escribir. En ese sentido, yo hablaría más bien de autores.
Me llama la atención esa especie de hermandad que se establece entre los admiradores de un autor. Creo que quien admira a uno de mis autores favoritos tiene mucho que ver conmigo. Y cuando alguien en quien confío admira a un autor, pienso que seguramente merece la pena leerlo.
Un libro puede afectar tu visión sobre muchos aspectos, e incluso alterar tus convicciones más firmes. Lo que estoy segura de que te cambia la vida es el simple hecho de leer.
Una publicación más o menos reciente incluía el ranking de los mejores libros según varios escritores célebres. Y me pregunto, ¿qué factores motivan estas elecciones? ¿Son realmente los libros más imprescindibles? ¿Existen libros imprescindibles?
No sé por qué desconfío de estas clasificaciones, pues considero que hay pocas cosas tan subjetivas como la interpretación de una obra artística (y para mí un libro lo es). Sabemos que un determinado libro no es asimilado de la misma forma por todo el mundo, e incluso esta percepción puede variar en una misma persona dependiendo del momento en que sea leído.
Yo, que soy tan dada a elaborar listas, no me siento capaz de enumerar mis libros favoritos por orden de preferencia. Tal vez podría citar diez o doce títulos, pero no jerarquizándolos.
Pienso que la literatura no puede competir, porque no se puede cuantificar su valor. No creo en los críticos ni en su supuesta autoridad moral para juzgar una obra. El único con esa prerrogativa debería ser el autor.
Cuando se habla de libros de culto me cuestiono los criterios seguidos. Para mí un libro de culto puede ser cualquiera que me haya emocionado, aunque no lo conozca nadie. Me baso en mi creencia de que la literatura es para sentir, no para diseccionarla. Claro que hay unos parámetros que te pueden indicar la calidad de una obra y que la opinión de los expertos es una referencia a tener en cuenta, pero estoy convencida de que si un libro te puede cambiar en algún grado la vida será por tus propias razones, por lo que significa para ti al margen de todo lo demás.

1 comentario:

  1. Aquí os dejo abrir un e-libro muy útil para que lo miréis, se llama El Gran Juego, de C. Martín Pérez.

    http://www.personal.able.es/cm.perez/comentarioslibros.html
    http://www.personal.able.es/cm.perez/Extracto_de_EL_GRAN_JUEGO.pdf

    Se trata de un libro de estrategia, ya sea política, militar o de marketing, pues inclusive en la actualidad se dice que emplea en las carreras de empresariales o derecho. Con lo que veas se puede practicar mucho sobre estrategias, autocontrol, PNL, lenguaje verbal y corporal, liderazgo, seducción, manipulación, persuasión y lucha por el poder.

    Saludos.

    ResponderEliminar