lunes, 28 de marzo de 2011

Como cada primavera

Ya lo huelo en el aire. El calor del sol, la vida resurgente y esa paleta de colores que lo invade todo me avivan la memoria adormilada… Como cada primavera, vuelvo a ti. A tu rincón, a nuestros recuerdos. Y sigo mi ritual silencioso, con metódica minuciosidad. Me cuelo en tu estudio como la luz por las rendijas, con el alma a flor de piel. Te veo con el pincel en la mano, totalmente abstraído. Tu sonrisa se dibuja en el momento en el que descubres mi presencia... y ese gesto furtivo dibuja la mía. Quito las telarañas, sacudo el polvo, sustituyo las flores marchitas por unas frescas. Todo debe permanecer en el mismo lugar, tal y como tú lo dejaste. Como si fueras a volver… Descorcho una botella de vino, de ese que tanto te gustaba, y brindo con tu autorretrato. Como cada primavera…

No hay comentarios:

Publicar un comentario